| GAMAS DE PASTA

Pasta Domenico. Calidad 100 % italiana con la firma de Domenico Paone

| HISTORIA

La pasta según Domenico

Domenico Paone, en 1878, poco después de la Unificación italiana, abrió en Formia un taller artesanal para la producción de pan y pasta, con un molino a vapor y una flota de motoveleros para el aprovisionamiento de trigo desde los puertos del sur de Italia. En 1928 pagó, de su propio bolsillo, la construcción de una estructura de protección contra la erosión del litoral y la donó a la ciudad de Formia. Dos años después, fue condecorado con la Orden al Mérito del Trabajo en el grado de caballero.

Desde Domenico, cuatro generaciones más de maestros del oficio han continuado con la tradición de la buena pasta. Hoy, la fábrica de pasta Paone es una de las empresas más antiguas y más competentes de Italia. La gama de pastas Domenico, de calidad superior, es un homenaje al fundador, al arte de la pasta y, en general, al arte reflejado en los monumentos únicos y en las maravillosas ciudades de nuestro país.

La pasta según Domenico

Domenico Paone, en 1878, poco después de la Unificación italiana, abrió en Formia un taller artesanal para la producción de pan y pasta, con un molino a vapor y una flota de motoveleros para el aprovisionamiento de trigo desde los puertos del sur de Italia. En 1928 pagó, de su propio bolsillo, la construcción de una estructura de protección contra la erosión del litoral y la donó a la ciudad de Formia. Dos años después, fue condecorado con la Orden al Mérito del Trabajo en el grado de caballero. Desde Domenico, cuatro generaciones más de maestros del oficio han continuado con la tradición de la buena pasta. Hoy, la fábrica de pasta Paone es una de las empresas más antiguas y más competentes de Italia. La gama de pastas Domenico, de calidad superior, es un homenaje al fundador, al arte de la pasta y, en general, al arte reflejado en los monumentos únicos y en las maravillosas ciudades de nuestro país.

La calidad de la
gama Domenico

Agua del antiguo manantial de Capodacqua (descubierto en el año 72 d.C.)

Fuente de vida para toda la costa desde la antigua Roma. Ingrediente fundamental para elaborar nuestras pastas desde siempre.

Selección de los mejores trigos italianos S1 Riserva. Procedencia: Toscana, Umbría, Marcas y Apulia

La sémola S1 Riserva representa la excelencia de la sémola italiana. Durante el molido, un procesado adicional permite eliminar todas las impurezas propias de la sémola. Se obtiene así una sémola de granulometría alta y calibrada y, sobre todo, un contenido de gluten más natural y de calidad superior.

Sabor 100 % italiano

Además de materias primas 100 % italianas, garantizamos una elaboración profesional y controlada en nuestras instalaciones de Formia. Cada una de nuestras pastas se ha creado para adecuarse a la cocina italiana y adaptarse a nuestras tradicionales salsas y acompañamientos.

Trefilado rugoso al bronce

Estamos convencidos de que una elaboración más lenta y atenta regala la rugosidad típica del producto artesanal: así la salsa «se pega» a la pasta, como nos gusta a los italianos.

Más de 140 años de historia

Un plato de pasta no tiene por qué contar una historia. Pero es que lo que te ofrecemos nosotros no es un plato de pasta cualquiera. Desde hace 140 años no hacemos otra cosa. Llevamos cuatro generaciones de experiencia, investigación y trabajo artesanal.

Cocción al dente

La calidad de la pasta «Domenico» se nota, sobre todo, en el plato, donde destacan su alto grado de firmeza y una agradable elasticidad al masticarla. Los tiempos de cocción que se indican en el embalaje ayudan a cocer la pasta «al dente», con el interior aún firme para que haya algo que masticar.

Cuarta generación: Domenico Paone lleva el nombre del abuelo fundador de la fábrica

Desde 1878, año de fundación de la fábrica de pasta Paone, hasta nuestros días, llevamos ni más ni menos que 143 años elaborando pasta.

Mi abuelo siempre decía: «Cuando vivía Garibaldi, ya se fabricaba pasta Paone. ¡A lo mejor la probó y todo!». A lo largo de todo este tiempo, han ido tomando el relevo las siguientes cuatro generaciones, continuando con la labor del fundador Domenico Paone. Otra generación, la quinta, está ya formándose en la fábrica.

A lo largo de estas cuatro generaciones han cambiado muchas cosas. También ha cambiado el mundo que nos rodea, en sus fronteras, hábitos y costumbres. Han cambiado la tecnología, la información, el proceso de producción y los controles de calidad del producto. Lo único que no ha cambiado (ni cambiará nunca) en Paone es nuestra pasión por la buena pasta buena pasta y por el uso de buenas materias primas, junto con un estricto control de calidad del producto, todo ello derivado de nuestra larga tradición.

En Paone comemos o cenamos cada día platos preparados con la pasta que elaboramos. No hay mejor garantía para nuestros clientes.
La pasión y el esfuerzo que ponemos en nuestro trabajo nos lo pagan cada día nuestros clientes con su aprecio.

Hoy estamos aquí, nuevamente, con otro reto: lanzar al mercado una pasta de excelencia 100 % italiana, de características únicas y elaborada con la pasión que nos distingue desde hace más de 140 años. Un proyecto que venimos desarrollando desde hace tiempo y que hará que todos los trabajadores de la fábrica nos sintamos orgullosos de lo que hemos conseguido con la gama «Domenico».

14 gramos de proteína

Una porción de 100 gramos contiene, de media, 14 gramos de proteína vegetal y 70 gramos de carbohidratos, aproximadamente una cuarta parte de la cantidad diaria recomendada

Descubre todos los formatos de la gama Domenico